Seguidores

domingo, 17 de junio de 2012

Pozo Izquierdo






2 comentarios:

Tony dijo...

Hola, vaya mar que hacía, muy bueno para ejercer este deporte, creo que llevais unos días de viento espectaculares. Serie de imágenes muy buenas, con ese mar bravo. El color del mar oscuro con un buen contraste de la espuma de la ola. Felicidades, saludos de Tony

Jaime dijo...

... Y voy con el segundo intento.

Sobre el azul profundo Samarkanda

Empezando por arriba, la tercera y cuarta foto, los azules del Atlántico, traen a mi cabeza una leyenda:

Cuenta la Leyenda que una de las muchas esposas de Tamerlán, Bibi Janum, quiso hacer un gran regalo a su marido mientras éste se encontraba en una de sus largas campañas militares, y mandó construir en Samarkanda la Mezquita más grande y ornamentada que jamás hubiesen visto sus ojos. Los mejores artesanos trabajaron en hacerla realmente hermosa, empleándose incluso zafiros y turquesas para engalanar tan magna obra. Pero cuando estaba a punto de terminarse, el arquitecto de la Mezquita, que se había enamorado de la mujer del conquistador, le pidió a ésta que si quería ver culminado su gran regalo debía darle al menos un beso. Ella, al principio, se negó y le ofreció la mujer que quisiera en Samarkanda, pero él no aceptó a ninguna otra que no fuera ella. Finalmente, ya que estaba próximo el regreso de Tamerlán, Bibi Janum dijo sí a la proposición del arquitecto y le besó, aunque no inocentemente. Ambos se besaron con una pasión incontenible, tanto que él le mordió en los labios dejándole una pequeña marca. Cuando poco después volvió Tamerlán de la guerra y vio a la que era su mujer favorita del harén, se entusiasmó con el regalo que le había preparado, pero astuto de él, se dio cuenta de que la señal que tenía en los labios se la había hecho otro hombre. Sin decir nada, subió con ella a uno de los minaretes con la excusa de observar las estrellas juntos. Y fue ahí donde Amir Timur, Tamerlán, perpetró su venganza, empujándola desde las alturas para acabar con su vida. Hoy la Mezquita lleva el nombre de Bibi Janum y aún su enorme cúpula azul turquesa llora la muerte de la infortunada esposa.

Para tener una idea de lo que hablo: nada una búsqueda por google "bibi khanum mosque" y verás por qué el "azul samarkanda"

Fantásticas las fotos tronco.

Una Foto y Un Momento Blog© 2007 Plantilla Blogger Diseño de Fran Gonzalez